ECONOMÍA REGIONAL

Economía regional es una columna del Licenciado Mario Alberto Cuevas.El profesional Diamantino expone su análisis sobre hechos destacados de la economía regional de la provincia.

Prohibida su reproducción sin citar fuente.

Redacción especial para www.diamanteradio.com

Marzo 2018

Como nos castiga “La niña”

Quien iba a decir que el fenómeno climático que forma parte de un ciclo natural global del clima, conocida como El Niño, oscilación del sur(ENOS). Este ciclo global, tiene dos extremos: Una fase cálida, conocida como El Niño, y una fase fría precisamente conocida como La Niña.Que cuando existe un régimen de vientos alisios fuertes desde el oeste, las temperaturas ecuatoriales disminuyen y comienza la fase  fría, o La Niña. Cuando la intensidad de los vientos alisios disminuye, las temperaturas superficiales del mar aumentan y comienza la fase cálida, o sea El Niño.

Este fenómeno está incidiendo directamente sobre la temperatura de nuestra zona, abarcando las provincias de: Entre Ríos, Santa Fe, parte de Córdoba, Buenos Aires y La Pampa. Tanto es así, que durante el mes de Enero de 2.018, prácticamente no llovió, y Febrero poco y nada. Y lo peor es que, si no llueve en los primeros 15 días de marzo, el porcentaje del 50% de pérdidas totales en las cosechas de Soja y Maíz, trepará a un alarmante 70%. Esto nos hace concluir, que el verano está resultando ser naturalmente pernicioso para dichas cosechas, también para los incendios en La Pampa y por último, también para las inundaciones en el norte de nuestro país.

En nuestra provincia, la gran sequía, se instaló como la gran preocupación para los productores de la provincia, que, conjuntamente se encuentranhay pérdidas por $10 mil millonesreclamando al gobierno provincial, la declaración de emergencia, a efectos de que se le prorroguen o también que se condonen los distintos gravámenes, como el Impuesto Inmobiliario, la Patente Automotor (para camiones y acoplados), Ingresos Brutos, etc. a efectos de paliar ésta difícil situación para el sector agrícola y también para algunas economías regionales que también sufren directa o indirectamente éste flagelo de la sequía.

Entidades agropecuarias, en conferencia de prensa, solicitaron este jueves una audiencia con el gobernador Bordet para que se declare la emergencia en el sector. "La situación es compleja", dijeron.

Las integrantes de la Mesa de Enlace en conferencia de prensa brindada en Paraná.

Entidades agropecuarias de la Mesa de Enlace de Entre Ríos solicitaron este jueves una audiencia con el gobernador de esa provincia, Gustavo Bordet, para que se declare la emergencia agropecuaria debido a la sequía que afecta a la región.

En conferencia de prensa, los dirigentes agropecuarios explicaron que las pérdidas en la cosecha de soja y maíz en la campaña 2017/18 alcanzan los 10 mil millones de pesos, por lo que "la situación es muy compleja y preocupante".

En la sede de Cooperativas Federadas de Entre Ríos, encabezaron la conferenciaEL vicepresidente de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), Jorge Chemes, se refirió a éste gran inconveniente que afecta al sector agrícola y afirmó que "se están retrasando pasturas y verdeos de invierno", a la vez que reveló que "se ha podido hacer muy poca reserva o es de poca calidad lo que se ha hecho".Chemes, (cuya actividad económica es la de ser propietario de un tambo en Entre Ríos), adelantó que el impacto de la sequía se notará también en las reservas para Marzo, en el segmento de carnes y leche. “Debido a que con la sequía, las napas de agua van bajando", y por otro lado, el sector de lácteo "se ve seriamente perjudicado porque no puede prever los insumos para los animales frente a los malos resultados de las cosechas", mientras que para los cereales los números son "tremendos"."Esta no es la primera vez que pasamos por un escenario de tanta complejidad; en 2009 también sufrimos las inclemencias del tiempo; y hay que plantearse que estas situaciones van a repetirse y buscar las alternativas, sobre todo en el caso de la provincia que está rodeada de dos magníficos ríos", consideró el dirigente.

Para poder hacer frente a éste gran problema, la CRA propuso un seguro agrícola, ya que "atenuaría los efectos negativos de la sequía". Mas adelante, dijo: "El Estado podría subisidiar las primas que es el escollo más importante por su costo.Sin dudas que también afectará a “las economías regionales, lo que a su vez se trasladará a las arcas provinciales y a las exportaciones, porque si se vende más de lo que hay, se vacía el mercado interno".Desde el Instituto de la Carne Vacuna(IPCVA), su representante, Gonzalo Alvarez Maldonado, afirmó que el impacto de la sequía en Entre Ríos "es muy grande" y que, si bien en el área de ganadería aún no hay cifras finales, "es muy importante la pérdida sobre todo a la hora de pensar en la reserva de rollos y forrajeras".

Para dicho representante, la declaración de emergencia que se le pide al gobierno provincial "no tiene sentido"  “si el pedido se centra solamente en la prorroga el pago de deudas" y reclamó, en cambio, "que haya un real financiamiento a tasa razonable y subsidiada y de mediano plazo para toda la producción".

Por el lado de la Confederación Intercooperativa Agropecuaria Limitada (Coninagro) y titular de la Federación Entrerriana de Cooperativas (Fedeco); Walter Feldkamp, de la Sociedad Rural Argentina (SRA); Elvio Guía, de la Federación Agraria Argentina (FAA), y Raúl Bo Ho, de la Federación de Asociaciones Rurales de Entre Ríos (Farer). "La sequía va a ser un golpe letal para muchos productores y está afectando a la agricultura tradicional, ganadería, lechería y citricultura", señaló Guía.

En ese sentido, remarcó que solicitan la declaración de emergencia agropecuaria ya que "es una herramienta para los productores porque el quebranto será muy grande", y detalló que ) en la provincia de Entre Ríos, Daniel Kindebaluc, afirmó que las pérdidas en la cosecha de soja y maíz en la campaña 2017/18 "alcanzan los $10 mil millones". "Es un número que asusta -continuó-, ya que no incluye pérdidas de ganadería y cría, lechería y citricultura que también están sufriendo".

Los dirigentes agropecuarios solicitaron "que el Gobierno nacional y provincial articulen todas las herramientas para sostener a los productores" ya que según ellos "lo único que hace falta es decisión política". Guía enfatizó en que "la preocupación viene desde hace rato y no tuvimos respuesta, por eso ahora solicitamos audiencia directamente con el gobernador", en la que buscan que "si pedimos un crédito podamos pagarlo más adelante, al igual que impuestos tributarios".

En tanto, los representantes de las federaciones agrarias indicaron que el sector "no ha salido" de los problemas ocasionados "por las inundaciones del 2016, con muchos aún remando y ahora se sumó" la sequía que genera "pérdidas que ya no se pueden revertir", La emergencia es solicitada para todo el territorio debido a que "en muchas zonas será casi nula", afirmaron, y mencionaron que de declararse "se desencadenarían otras herramientas a nivel nacional". Por otra parte, el presidente de la Federación del Citrus de Ente Ríos (Fecier), Ariel Fernando Borgo, también comunicó que ha solicitado a autoridades de diferentes municipios entrerrianos "la declaración de emergencia" del sector citrícola por "la terrible sequía que existe".superan el 50% de la producción aunque aclaró que por suerte, la sequía "no fue tan grave en maíz de primera" mientras que en la soja de primera y de segunda "el daño es irreversible".

Dr Mario Alberto Cuevas

13/11/2017

Como será la reforma tributaria y a quienes afectará y a quienes beneficiará

El gobierno, a través de su ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, va a elevar al Congreso la tan esperada reforma tributaria, que a primera vista no parece tan profunda. La premisa básica es que los cambios y reformas, van a tener una constante: el gradualismo, ya que la implementación se estima en 5 años.
En un país con 96 impuestos (entre gravámenes nacionales, provinciales y municipales) y 64.980 normas vigentes que conviven en todo el territorio nacional, resulta imposible conocer todo y cumplir con todo, y encima con normas que se contraponen o superponen.
En EEUU, por ejemplo (con un PBI cuatro veces mayor al argentino) sólo existen 4 impuestos: 1°) A la renta (Ganancias); 2°) A la última venta (IVA), 3°) A las sucesiones y 4°) A la transmisión de bienes inmuebles). Es simple y efectivo. Se puede interpretar, aplicar y controlar fácilmente. 
No se observan cambios profundos (por ejemplo la tan esperada reducción del I.V.A. que tanto se habló y que sería fundamental para mejorar el ingreso a los consumidores de bajos ingresos). Aunque si se percibe que algunos impuestos bajan, otros suben, hay exenciones o beneficios que dejarán de existir y beneficios para empresas que se activan con ciertos requisitos. También hay discusiones con respecto a las economías regionales, en las que se determina concretamente, que hay ganadores y perdedores en los resultados finales de la reforma.
Veamos cuales son los principales cambios: 
A) BENEFICIOS PARA LAS EMPRESAS
1. Impuesto a las Ganancias de las empresas: La alícuota bajará del 35% al 25% de forma paulatina: será del 30% en 2019 y 2020, y luego del 25% a partir de 2021. Eso sí: esta baja será para aquellas compañías que reinviertan sus utilidades. El promedio de América Latina se ubica en un 27%, y de los países O.C.D.E. (Organización para la Cooperación y el Desarrollo, que lo integran EEUU, España, Francia, Alemania, Italia, etc), al 22 por ciento.
2. Devolución anticipada de saldo a favor de IVA: aquí también es para las empresas que inviertan en el país. Si no lo recuperaron en un período de seis meses, la devolución es automática. En concreto, la medida tiende a reducir el costo financiero de los proyectos.
3. Contribuciones patronales: (se quiere llegar a una alícuota única del 19,5%, para el sector privado) Se establece un mínimo no imponible de $12.000 de sueldo bruto. Como hoy no existe mínimo no imponible, la suba será progresiva desde los $2.400 en 2018, $4.800 en 2019, $7.200 en 2020, $.9.600 en 2021 y llega al piso propuesto en 2022. Dujovne aseguró que este cambio apunta a formalizar el empleo en negro.
4. Impuestos al cheque, sellos e Ingresos Brutos :Impuestos que generan muchas distorciones, inequidades, e injusticias.
4.1. Impuesto a créditos y débitos: aquí se encuentra el famoso impuesto al cheque. Lo cierto es que no se elimina, sino que de forma gradual, podrán usarse como pago a cuenta de Ganancias. Con todo, Dujovne no dio detalles específicos de cómo sería ese gradualismo.
4.2. Ingresos brutos y Sellos: en el marco de las negociaciones con cada provincia, el objetivo del Gobierno es reducirlos a la mitad: del 8 al 4% en promedio. Sin embargo, esto entra en la categoría "en negociación", porque es un acuerdo con cada provincia. Macri también quiere que el resto de las provincias sigan el ejemplo de Córdoba y Buenos Aires, al eliminar las aduanas interiores.
B. BENEFICIOS PARA EL CONSUMIDOR:
1. Transferencia de Inmuebles: Éste gravamen se elimina. En la actualidad, afecta con una alícuota del 1,5% a todas las transacciones inmobiliarias. "No es eficiente y complica el acceso a la vivienda", dijo Dujovne. A contramano, se crea un nuevo impuesto para gravar la ganancia de capital de una segunda vivienda o vivienda para fines de lucro con una alícuota del 15% que se actualiza por inflación. Ojo que la aplicación es a partir de que se apruebe la ley, no antes (no tiene el carácter retroactivo).
2. Beneficio para autónomos: se propone duplicar el monto de deducción especial en Ganancias. Pasará de $50.000 a $100.000 anuales. Si bien se busca emparejar, esos trabajadores todavía quedan en desequilibrio con respecto a los trabajadores en relación de dependencia, que pueden deducir hasta 250.000 pesos anuales.

 

RENTA FINANCIERA
1. Personas físicas, a pagar: las personas jurídicas ya pagaban, y ahora dejaría de existir la exención que tenían las personas físicas que residen en el país. Esto aplicará, por ejemplo, para los plazos fijos, las Lebacs y los bonos. La alícuota cambia según se trate de pesos o dólares.
El impuesto será del 15% sobre el rendimiento que se genere o esté indexado en moneda extranjera. En cambio, será del 5% para los instrumentos en pesos, siempre sobre el rendimiento o beneficio. La idea es que haya una convergencia del 5 al 15% mientras baje la inflación.
Un dato importante: los rendimientos del año por debajo de $52.000 no pagarán ninguna alícuota; por encima de ese valor, empiezan a pagar sobre el excedente. 
2. Acciones que cotizan en el país: la Bolsa de Comercio de Buenos Aires festejó después del anuncio de la reforma, y no fue casual. Las personas físicas no pagarán un impuesto sobre las acciones. 

CUALES SON LOS PRODUCTOS QUE PUEDEN BAJAR O SUBIR DE PRECIO
Los cambios en los impuestos internos son los que trajeron más dudas a los sectores económicos y los que dejaron más claro dónde estarían los ganadores y perdedores de la reforma.
Hay alícuotas que suben y que bajan, por lo cual se podría ver afectado el precio final con que dichos productos se ofrecen al consumidor final. No está seguro qué harán las empresas, por lo cual son proyecciones.
1. Podrían bajar de precio: celulares (de 17% a 0%), televisores, monitores, autos de gama media( de $ 380.000 a $ 800.000) y motos de gama media ( de $ 70.000 a $ 140.000). Es que las alícuotas se eliminan desde el actual 17 o 10%, según cada caso.A su vez, baja la alícuota para las gaseosas y otras bebidas sin azúcar añadido y el impuesto mínimo y la alícuota de los cigarrillos pasaría del 75 al 70 por ciento.
2. Podrían subir de precio: las aeronaves, embarcaciones de gama alta (más de $ 340.000) y motos de gama alta (más de $ 140.000, del 10% al 20%), porque el impuesto interno sube del 10 al 20% en todos los casos. El whisky, el coñac y otras bebidas blancas tienen una alícuota del 20% y subiría para ubicarse entre un 20 y 29 por ciento. También sube la alícuota de las cervezas (8% a 17%), de los espumosos(0% a 17%), y de los vinos (0% a 10% gradualmente) y sidras; en los dos últimos casos será gradual.Las gaseosas con azúcar añadido se verían perjudicadas con una suba de la alícuota de un umbral del 4-8% al 17 por ciento.
Lo que está faltando es lo más difícil, que es la implementación. Habría que ver como finalmente llega a implementarse.

DR. MARIO ALBERTO CUEVAS

 

15/10/2017

La reforma que se viene para después de las elecciones


Ya el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunció que se está trabajando en consensuar una profunda reforma impositiva y laboral. La idea es no esperar hasta el año que viene, sino que inmediatamente después de las elecciones, el propio gobierno, presentará el proyecto en el Congreso. El objetivo principal que persigue es reducir la insoportable carga impositiva, aunque se haga en dosis y de a poco.
Además de adelantar esta iniciativa, Dujovneaprovechó a hablar en el Council of theAmericas de una economía que estará en condiciones de crecer "entre 3% y 4% por muchos años". Desde hace 6 años que la actividad se presenta como con forma de un serrucho: sube en los años electorales y se desploma en el posterior, debido a la necesidad de realizar ajustes luego del despilfarro. Por eso es que el crecimiento es equivalente a cero.
Por ahora, el ajuste impositivo y laboral no pretende ser tan estricto como la reforma brasileña, ni tan flexible como en la década de 1990. Trataría de fijar un equilibrio, quitándole poder a los sindicatos.
El Gobierno está interesado en enfrentar dos grandes desafíos: conseguir por lo menos dos años de crecimiento consecutivo (2017 y 2018), pero también plantear un horizonte más largo en donde la mejora pueda ser sustentable.
El Ministro de Trabajo, Jorge Triaca, ya habló de avanzar en un blanqueo laboral para incentivar la formalización de quienes hoy trabajan en negro. Pero hacen falta también medidas para adelante, que no sólo sirvan de parches.
El gobierno quiere que "esta vez sea distinto", es decir que la Argentina no vuelva a las fases expansivas seguidas por la depresión, sino que en esta oportunidad las bases para el crecimiento sean mucho más sólidas. Con un tipo de cambio flotante para amortiguar los shocks externos, un sistema financiero sin descalce de monedas, más el acceso a los mercados internacionales de crédito y el sinceramiento tarifario serían los pilares de la reforma.
Pero con esto no alcanza. Lo más urgente, y en donde se concentran los inversores, pasa por bajar el déficit fiscal. La meta del Ministerio de Hacienda es muy ambiciosa, ya que plantea pasar de un rojo de 4,5% de este año (no incluye el ingreso extraordinario del sinceramiento fiscal) a 3,2% el año próximo. La meta planteada se lograría con una mezcla de reducción de subsidios, suba de tarifas, crecimiento económico y tope al aumento del gasto en relación a la inflación.
Pero además de la reducción del rojo fiscal, es imprescindible lograr un crecimiento sustentable. Y ahí es donde justamente aparecen las reformas "estructurales" o de "segunda generación". Son las llamadas medidas que sirven para mejorar la competitividad. Subir el dólar artificialmente no sirve, porque automáticamente generaría más inflación.Ahí entonces, es donde surge la reforma laboral, que todos reconocen pero que nadie quiere poner sobre la mesa. Inmediatamente surgen lossindicatos que anuncian la precarización o flexibilización. Y la discusión siempre se centra en el triunfo de las grandes empresas, sobre los trabajadores, quienes, según éste esquema,  quedarían totalmente desamparados.
Mauricio Macriacusa a los sindicalistas de defender un modelo relacionado con una economía de hace 50 o 100 años, pero que no tiene nada que ver con la actual. Dice que los tiempos han cambiado. Y es cierto. Aunque la estructura sindical está totalmente en contra. El propio ministro de Trabajo, Jorge Triaca, tuvo que salir a aclarar que la reforma laboral aprobada hace pocas semanas en Brasil "no es la buscada" para la Argentina. Aparentemente la reforma estaría apoyado en un sistema mucho más flexible, pero con cambios “por etapas”. En forma paulatina, negociando con los sindicatos “de a tramos”.
Macriestá totalmente en contra de la "industria del juicio", o sea las demandas laborales que han llegado incluso a liquidar pequeñas y medianas empresas. Y justamente los empresarios no dudaron en apoyar ésta expresión del presidente. Jorge Di Fiori, titular de la Cámara Argentina de Comercio, y Daniel Funes de Rioja, vicepresidente de la UIA y titular de Copal, fueron los que abiertamente abrieron la discusión. "Es imposible que el país crezca y genere empleo con las leyes laborales de hoy".Funes de Rioja es, además, uno de los abogados laboralistas más reconocidos de la Argentina. Y no es casualidad que se haya transformado en el abanderado de la causa. Él se ocupó de plantear cuál es la hoja de ruta que imaginan los empresarios sobre este tema. Los planteos fundamentales son los siguientes:
1.) Rebaja de los aportes patronales: Es fundamental, ya que la sobrecarga sobre un salario de bolsillo que hoy reciben los trabajadores, supera el 60% y en algunos casos llega al 80%. Representa un enorme desincentivo para blanquear personal.
2.) Flexiblizar las condiciones de despido: Con un régimen extremadamente inflexible para la empresa que echa a un empleado, resulta muy difícil atreverse a volver a incorporar nuevamente personal. Aunque éste es uno de los temas más resistidos por el sindicalismo.
3.) Descentralizar las negociaciones colectivas:Permitiendo incluso que se haga empresa por empresa. La reforma brasileña aprobada hace pocas semanas fue todavía más allá. Establece que un acuerdo directo entre el trabajador y la empresa estará por encima de cualquier otro convenio laboral. Tanto no aspira a llegar, el proyecto oficial.
4.) Mayor penalización:Sobre todo para conductas laborales que complican el normal funcionamiento de las empresas, como el ausentismo intencional del/de los trabajadores .
El único dato concreto que se cuenta sobre los cambios en el mercado laboral, lo aportó el ministro Triaca hace ya varios meses, cuando habló de un blanqueo para el sector, con un espíritu parecido al sinceramiento fiscal lanzado exitosamente el año pasado. Justamente, éste nuevo blanqueo apunta a que una cantidad de empleados que hoy están negro (representan cerca del 35% de los trabajadores totales) puedan incorporarse a la economía formal, consiguiendo cobertura médica, aportes jubilatorios y seguro de riesgo de trabajo, en caso de accidente laboral. Pero ese plan estaría destinado al fracaso si al mismo tiempo no va acompañado de un cambio de fondo en las reglas laborales. Hay que generar un nuevo sistema en el que los que se vean beneficiado fundamentalmente sean el empleado y el empleador. El Estado y los sindicatos pasarían a un segundo plano.
Esperemos que las nuevas medidas, contribuyan a mejorar la calidad de vida de los argentinos, sobretodo para los trabajadores, quienes siempre han salido perjudicados en cada cambio producido.

Licenciado en Economía Mario Alberto Cuevas

 

 

16/09/2017

La reforma que se viene para después de las elecciones

Ya el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, anunció que se está trabajando en consensuar una profunda reforma impositiva y laboral. La idea es no esperar hasta el año que viene, sino que inmediatamente después de las elecciones, el propio gobierno, presentará el proyecto en el Congreso. El objetivo principal que persigue es reducir la insoportable carga impositiva, aunque se haga en dosis y de a poco.

Además de adelantar esta iniciativa, Dujovneaprovechó a hablar en el Council of theAmericas de una economía que estará en condiciones de crecer "entre 3% y 4% por muchos años". Desde hace 6 años que la actividad se presenta como con forma de un serrucho: sube en los años electorales y se desploma en el posterior, debido a la necesidad de realizar ajustes luego del despilfarro. Por eso es que el crecimiento es equivalente a cero.

Por ahora, el ajuste impositivo y laboral no pretende ser tan estricto como la reforma brasileña, ni tan flexible como en la década de 1990. Trataría de fijar un equilibrio, quitándole poder a los sindicatos.

El Gobierno está interesado en enfrentar dos grandes desafíos: conseguir por lo menos dos años de crecimiento consecutivo (2017 y 2018), pero también plantear un horizonte más largo en donde la mejora pueda ser sustentable.

El Ministro de Trabajo, Jorge Triaca, ya habló de avanzar en un blanqueo laboral para incentivar la formalización de quienes hoy trabajan en negro. Pero hacen falta también medidas para adelante, que no sólo sirvan de parches.

El gobierno quiere que "esta vez sea distinto", es decir que la Argentina no vuelva a las fases expansivas seguidas por la depresión, sino que en esta oportunidad las bases para el crecimiento sean mucho más sólidas. Con un tipo de cambio flotante para amortiguar los shocks externos, un sistema financiero sin descalce de monedas, más el acceso a los mercados internacionales de crédito y el sinceramiento tarifario serían los pilares de la reforma.

Pero con esto no alcanza. Lo más urgente, y en donde se concentran los inversores, pasa por bajar el déficit fiscal. La meta del Ministerio de Hacienda es muy ambiciosa, ya que plantea pasar de un rojo de 4,5% de este año (no incluye el ingreso extraordinario del sinceramiento fiscal) a 3,2% el año próximo. La meta planteada se lograría con una mezcla de reducción de subsidios, suba de tarifas, crecimiento económico y tope al aumento del gasto en relación a la inflación.

Pero además de la reducción del rojo fiscal, es imprescindible lograr un crecimiento sustentable. Y ahí es donde justamente aparecen las reformas "estructurales" o de "segunda generación". Son las llamadas medidas que sirven para mejorar la competitividad. Subir el dólar artificialmente no sirve, porque automáticamente generaría más inflación.Ahí entonces, es donde surge la reforma laboral, que todos reconocen pero que nadie quiere poner sobre la mesa. Inmediatamente surgen lossindicatos que anuncian la precarización o flexibilización. Y la discusión siempre se centra en el triunfo de las grandes empresas, sobre los trabajadores, quienes, según éste esquema,  quedarían totalmente desamparados.

Mauricio Macriacusa a los sindicalistas de defender un modelo relacionado con una economía de hace 50 o 100 años, pero que no tiene nada que ver con la actual. Dice que los tiempos han cambiado. Y es cierto. Aunque la estructura sindical está totalmente en contra. El propio ministro de Trabajo, Jorge Triaca, tuvo que salir a aclarar que la reforma laboral aprobada hace pocas semanas en Brasil "no es la buscada" para la Argentina. Aparentemente la reforma estaría apoyado en un sistema mucho más flexible, pero con cambios “por etapas”. En forma paulatina, negociando con los sindicatos “de a tramos”.

Macriestá totalmente en contra de la "industria del juicio", o sea las demandas laborales que han llegado incluso a liquidar pequeñas y medianas empresas. Y justamente los empresarios no dudaron en apoyar ésta expresión del presidente. Jorge Di Fiori, titular de la Cámara Argentina de Comercio, y Daniel Funes de Rioja, vicepresidente de la UIA y titular de Copal, fueron los que abiertamente abrieron la discusión. "Es imposible que el país crezca y genere empleo con las leyes laborales de hoy".Funes de Rioja es, además, uno de los abogados laboralistas más reconocidos de la Argentina. Y no es casualidad que se haya transformado en el abanderado de la causa. Él se ocupó de plantear cuál es la hoja de ruta que imaginan los empresarios sobre este tema. Los planteos fundamentales son los siguientes:

1.) Rebaja de los aportes patronales: Es fundamental, ya que la sobrecarga sobre un salario de bolsillo que hoy reciben los trabajadores, supera el 60% y en algunos casos llega al 80%. Representa un enorme desincentivo para blanquear personal.

2.) Flexiblizar las condiciones de despido: Con un régimen extremadamente inflexible para la empresa que echa a un empleado, resulta muy difícil atreverse a volver a incorporar nuevamente personal. Aunque éste es uno de los temas más resistidos por el sindicalismo.

3.) Descentralizar las negociaciones colectivas:Permitiendo incluso que se haga empresa por empresa. La reforma brasileña aprobada hace pocas semanas fue todavía más allá. Establece que un acuerdo directo entre el trabajador y la empresa estará por encima de cualquier otro convenio laboral. Tanto no aspira a llegar, el proyecto oficial.

4.) Mayor penalización:Sobre todo para conductas laborales que complican el normal funcionamiento de las empresas, como el ausentismo intencional del/de los trabajadores .

El único dato concreto que se cuenta sobre los cambios en el mercado laboral, lo aportó el ministro Triaca hace ya varios meses, cuando habló de un blanqueo para el sector, con un espíritu parecido al sinceramiento fiscal lanzado exitosamente el año pasado. Justamente, éste nuevo blanqueo apunta a que una cantidad de empleados que hoy están negro (representan cerca del 35% de los trabajadores totales) puedan incorporarse a la economía formal, consiguiendo cobertura médica, aportes jubilatorios y seguro de riesgo de trabajo, en caso de accidente laboral. Pero ese plan estaría destinado al fracaso si al mismo tiempo no va acompañado de un cambio de fondo en las reglas laborales. Hay que generar un nuevo sistema en el que los que se vean beneficiado fundamentalmente sean el empleado y el empleador. El Estado y los sindicatos pasarían a un segundo plano.

Esperemos que las nuevas medidas, contribuyan a mejorar la calidad de vida de los argentinos, sobretodo para los trabajadores, quienes siempre han salido perjudicados en cada cambio producido.

 

Dr Mario Alberto Cuevas

20/08/2017

SE REACTIVAN LOS PUERTOS ENTRERRIANOS

Las economías regionales de la producción agrícola, avícola y citrícola de nuestra provincia de Entre Ríos, comienzan a desarrollarse y coordinar tareas para operar a través del sistema portuario entrerriano, lo que permite reducir sustancialmente los costos logísticos, ítem fundamental a la hora de hacer números finitos, para ser competitivos en el comercio exterior. A ésta estrategia se suman muchas inversiones privadas en la infraestructura portuaria existente.

Ya ha partido desde el puerto de Concepción del Uruguay con rumbo a Brasil, el primer embarque de harina de trigo, proveniente del recientemente reactivado molino de la ciudad y ya se han realizados las tareas de dragado y balizamiento del puerto de Diamante que está permitiendo el ingreso de busques de ultramar. Ya son tres los buques extranjeros confirmados que visitaron y visitarán nuestro puerto de Diamante, y llenaran sus bodegas con soja y trigo. A partir de la creación del Consejo Consultivo Multisectorial Puerto Diamante que le permite a la ciudad recuperar y poner en valor un puerto multimodal de ultramar.

El primer buque en llegar fue Penelope I, de bandera Marshall Island que cargó 38.000 toneladas de soja. Con destino a China. Luego atracó el buque ultramarino Coral Ocean de 175 mts de eslora, que cargará trigo con destino a Perú. Una vez concluida la carga, ingresará el tercer buque llamado Marco Polo, de bandera Panameña de 225 mts de eslora que tiene programado cargar soja a granel con destino a China.

En Concepción del Uruguay, por otro lado, se cargó el buque "Provincias Unidas" con harina de trigo, arroz y productos avícolas de la región. En las próximas semanas se concretará el llamado a licitación para el dragado del río Uruguay a 25 pies.

También está en marcha el nuevo sistema que permite la refrigeración de contenedores en el puerto de Concepción del Uruguay, lo que resulta de gran importancia para la exportación de productos frescos entrerrianos, como los avícolas y cítricos, entre otros.

Hace pocos días finalizó en Concepción del Uruguay la carga de 14.100 toneladas de arroz blanco en bolsas con destino a Irak. Zarpó el buque Provincias Unidas, que cargó por primera vez harina de trigo en bolsa proveniente del molino de Concepción, que se reactivó nuevamente, con destino a Brasil. Asimismo también se están realizando operaciones de exportación de productos avícolas entrerrianos.

Este hecho es muy alentador y propicio, ya que la puesta en condiciones de los puertos entrerrianos, facilita enormemente el comercio exterior, con el consiguiente apoyo a las industrias locales, además de beneficiar a los sectores productivos que se ven beneficiados con la reducción de hasta un 20 por ciento en los costos de transporte. Lo cual en el plano del comercio internacional, con los ajustados márgenes que se manejan, es un número muy importante.

En el puerto de Concepción del Uruguay necesita al igual que el puerto de Diamante,  del dragado y mantenimiento, para lograr dotar al puerto y a toda la región de una salida logística alternativa muy importante y muy cercana (pensemos que el puerto de Concepción del Uruguay es el único puerto argentino sobre el río Uruguay, cercano a muchas zonas de producciones).

Existen muchas expectativasde que el comercio exterior acompañará al desarrollo y crecimiento de las economías regionales, ya que al haber mayor calado, seguramente van a poder cargar mucho más de lo que están cargando e inevitablemente traerá mayor crecimiento y empleo en toda la región.

En el puerto de Diamante se piensa extraer la mayor producción agrícola de la provincia, hecho que traerá aparejado innumerables beneficios para la actividad directa y también la indirecta al proceso de exportación de cereales y oleaginosas.

En cuanto a los avances en el puerto de Ibicuy, ya está finalizada todo lo que es la obra civil y la parte de las instalaciones del puerto. En éste momento se está trabajando con parte de la limpieza del fondo, de manera parcial, porque es material muy pesado. Una vez hecho esto, el puerto quedará operativo.

Al puerto de Ibicuy no es necesario dragarlo, ya que tiene condiciones naturales de profundidad y al mismo tiempo no se encuentra sobre el canal troncal de navegación principal, o sea, no es un obstáculo para la navegación. Puede haber un desarrollo importante sin que genere ningún tipo de riesgo para la navegación. Independientemente del beneficio que pueda ser para los productos de la región entrerriana, se puede atender sin dudas la mercadería que baja por la hidrovía Paraná-Paraguay.

El impacto de que la operatividad de los puertos públicos de la provincia tendrá un avance importante en cuanto a los costos reales del servicio de transporte. Va a ser una relación de anclaje que permitirá evitar tarifas abusivos para los productores de la región.

Por último, hay que mencionar la importancia que tienen las inversiones privadas realizadas en los puertos del nordeste de la provincia: La Paz Márquez y Puerto Brugo. Son puertos llamados“barcaceros” y no por esos son menos importantes, forman parte de la matriz portuaria de la provincia, y se están llevando adelante inversiones de consideración por parte de empresas privadas. Entre las cuales cabe mencionar a la Cooperativa Agrícola Ganadera que está acondicionando Puerto Brugo con una inversión de dos millones de dólares.

Tenemos muchas expectativas de que éste año 2017 es el año del despegue de los puertos entrerrianos!!!

Dr Mario Alberto Cuevas

 

 

30 de Julio de 2017.

La competitividad, como eslabón para el crecimiento

La competitividad es la capacidad de generar una mayor satisfacción de los consumidores, fijando un precio, o la capacidad de ofrecer un menor precio, fijada una cierta cantidad de bienes o servicios.

La Sociedad Rural Argentina (SRA), en el marco de la reunión de delegados zonales y directores, presentó un estudio del Instituto de Estudios Económicos y Negociaciones Internacionales (I.E.E.yN.I.) de la entidad que compara la competitividad de la Argentina con respecto a los principales exportadores mundiales de alimentos.

“Argentina está en el puesto 15, que es una muy buena posiciónen el comercio mundial de alimentos, a pesar de estar en el puesto 104 de competitividad que surge de la encuesta del Foro Económico Mundial”.

“El sector productor de alimentos se encuentra frente a la oportunidad cierta de impulsar la inversión para aumentar la productividad tranqueras adentro, mejorar la competitividad tranqueras afuera y así aumentar la producción con empleo genuino y desarrollo social”, explicó un representante de la Sociedad Rural.

“En materia de competitividad estamos más cerca de nuestros competidores en salud, educación, tamaño de mercado y nivel tecnológico y tenemos mayor diferencia en materia de infraestructura, entorno macroeconómico, la eficiencia de los mercados y el sistema financiero”.

La presión fiscal es uno de los principales motivos que hacen que un producto no sea competitivo. En nuestro país la P.F. llega al 32% del PBI. Aunque igual que la de Estados Unidos, no tenemos ni la infraestructura, ni los costos de fletes, ni los costos de insumos, ni los de exportación del país del norte, que tienen bien claro el concepto de exportar para crecer.China, tiene el 28% de presión Fiscal, sobre el PBI, Tailandia, el 22%, Malasia, el 21%, Indonesia. El 14%.

Sin lugar a dudas, una disminución de la presión impositiva, genera una mayor producción.  Y tenemos el ejemplo de la quita de las retenciones al campo, que produjo un incremento en el área sembrada, lo que produjo un aumento en  la producción y no se afectó la recaudación.

Otra cuestión pendiente es el incremento de la inversión, que en la Argentina ronda el 17-18% del PBI, pero que si tomamos a los principales exportadores de alimentos, ésta ronda la franja de entre el 25 y el 35%. También tenemos el caso de China, ese porcentaje asciende al 43% de su PBI.

Con respecto a la inflación, hay que decir que, por más que se hayaconseguido bajar las expectativas inflacionarias, aún queda mucho por hacer,para alcanzar un ajuste inflacionario de un dígito mensual. Que es el guarismo que tienen nuestros competidores. Todo otro índice, nos coloca fuera de competencia internacional.

Otro de los indicadores fundamentales que condiciona seriamente a la competitividad, es la infraestructura. En este indicador, nuestro país se encuentra en el puesto 85, de un total de 139, mientras que el promedio de los 14 países que lideran la exportación de alimentos es el puesto 33.

El secreto aquí es el precio que tiene el flete para el transporte de carga, dentro del país. Según datos recabados del USDA, el costo del flete doméstico en Estados unidos es de un tercio del costo que tiene en  Argentina, y para Brasil es la mitad. O sea que estamos muy lejos en éste rubro también.

Si tomamos en nuestro país, los precios de los insumos del campo, la tasa de interés, y el crédito para éste sector exportador,  y los comparamos con los de algunos de sus competidores, nos daremos cuenta que los gobiernos de nuestra competencia, se han dado cuenta que es crucial reducir sus costos y mejorar el crédito productivo, ya que si al exportador le va bien, al gobierno también.

Debo destacar la importancia que tienen en éste tema las Pymes, ya sea como organizadoras de la producción y ventas al exterior, y como generadoras de empleo en el ámbito interno de la economía de un país.

El gobierno debe apoyar a las Pymes a través dela facilitación del financiamiento, asegurándole una buena infraestructura y acceso a una energía sustentable y más económica. Debe avanzar en una estrategia general de la economía y en una particular, sector por sector, identificando los sectores que tienen mayores posibilidades ciertas de exportar, como la industriaautomotriz, la textil y las motos, entre otras.También la infraestructura en ferrocarriles, puertos y vías navegables, es imprescindible para acompañar el esfuerzo de las Pymes.

Es cierto que en el pasado mes de Marzo, se vendieron 53.466 toneladas de asfalto, y ésta cantidad representa un récord histórico en la historia argentina, y existe un plan de renovación del ferrocarril de cargas, existiendo unos 500 kilómetros en construcción y un proyectado de inversiones por U$S 15.000 millones, pero igual, con tantos años de falta de inversiones necesarias en el transporte en general, todo esto no alcanza para paliar las deficiencias existentes en la actualidad.

Recordemos que el 43% de las cargas camioneras en nuestro país,corresponden a granos, carnes y productos regionales, que en definitiva son los verdaderos productos exportables que tiene Argentina.

Un dato:se crearon39.000 nuevos puestos de trabajo para el sector agropecuario, entre octubre 2016 y febrero 2017. Y pensemos que se puede crear más empleo, aumentando la competitividad.

Es por ello que debemos entender que apostar a la mayor competitividad, es el camino a seguir, que es la estrategia que nos toca realizar, por el futuro del país, ya que lo hecho en el pasado, no sirve para salir adelante.

 

Dr. Mario Alberto Cuevas

Lic en Economía

 

  COLUMNA DE OPINIÓN  15 de julio de 2017
ECONOMÍA REGIONAL.
 
Una nueva propuesta de lectura de la situación de la economía regional - nacional , con el esperado análisis Mario Alberto Cuevas, en un trabajo realizado especialmente para nuestro sitio digital. En esta oportunidad, con "Algunas sorpresas para el futuro del campo"
Algunas sorpresas para el futuro del campo

Algunas sorpresas para el futuro del campo

 

En éste balance agrícola, en el primer año y medio de la gestión del Ing. Mauricio Macri, observamos una fuerte recuperación de las cosechas de maíz y trigo, y una mediocre performance de la soja, la que permanece bastante estancada, comparativamente con cosechas de períodos anteriores.

Pero, como bien sabemos, siempre es mejor no simplificar el problema, ya que detrás de estas cifras sencillas se puede esconder otras razones de mayor importancia. El verdadero problema viene de vieja data, y se inicia con el gobierno anterior, que al perder la batalla de la recordada Resolución 125, se propuso desfavorecer al sector agrícola de cualquier manera, dentro de la gestión de la Dra. Kirchner. Ya a partir de la gestión de Macri, con los primeros anuncios, eliminando totalmente los derechos de exportación al trigo, que era del 23%, y del maíz, que era del 20%, y la reducción de 5 puntos (del 35% al 30%) de los de la soja, allá, por Diciembre de 2015, en Pergamino, en plena cosecha de trigo, la cosa cambió y se generaron muchas expectativas, ya que se pensó que la crisis se iba a revertir. Lamentablemente esas esperanzas fueron mayores a los resultados posteriores obtenidos, ya que muchos del sector se encontraban muy mal financieramente y no se animaban a apostar al trigo y al maíz, que encima son cultivos que requieren mucha inversión por hectárea cultivada. Mucho más que la soja, que no permite rotar la tierra y la agota, perjudicando la calidad de la misma, pero también permite alcanzar grandes márgenes de utilidad a bajo costo.

Las dificultades que generaba la administración del gobierno anterior eran verdaderamente innumerables. Había que sortear desde las “restricciones a la exportación”, llevadas adelante por el Secretario de Comercio, Guillermo Moreno y continuada por sus sucesores, que pretendían “desacoplar” el precio interno de los granos respecto a la cotización internacional. Fue por ello que se recurrió a las famosas retenciones, que recortaban los precios internos, teóricamente en el mismo porcentaje. A esto se le agregó la traba severa en las exportaciones. Allí se inauguró el famoso mecanismo de los “R.O.E.”, que no era otra cosaque realizar el pedido formal de autorización para cada embarque realizado.

Fue por ello que el mercado quedó “sobreofrecido" de trigo y maíz. Y como todo bien que se sobreofrece, el precio tiende a bajar, irremediablemente, el precio se derrumbó. A partir de allí, se produjo un largo período en el que resultó imposible colocar éstas producciones de granos. A raíz de ésta situación, terminó cayendo la superficie sembrada y el uso de tecnología. Por ende, lo que terminó cayendo estrepitosamente fue la producción. Entre los años 2014 y 2015, se alcanzaron los niveles más bajos de todo el siglo. Y además, con el  agravante de la pérdida de calidad del trigo, deteriorándose la relación insumo-producto (trigo barato, fertilizantes a precio internacional) provocando una merma en el contenido de proteína, e impactando consecuentemente no sólo en los precios, sino en su calidad y por ende, en su prestigio.

Para colmo de males, en ese momento se produjo el desdoblamiento cambiario. La grieta cada vez masprofunda entre el dólar oficial y el marginal fue catastrófica para el campo. La mencionada teoría del desacople, no tuvo eco positivo. Ya que si tomamos por un lado, el precio del pan (que se produce con harina de trigo), y por el otro tomamos el precio del pollo y de la Coca Cola (que se hace con maíz) bajaron de precio. Los procesadores sí terminaron desacoplando el costo del insumo, con respecto al precio de su producto. Trigo y maíz tienen muy baja incidencia en el precio final del pan, de la cerveza o del whisky, que también se hacen con cereales.

Mientras todo esto ocurría, se redujeron los saldos exportables de ambos granos. Menos ingreso de divisasy nula percepción de derechos de exportación para el país. Incluso, en el año 2014, se llegó al extremo de tener que importar trigo, después que el faltante hiciera estallar el precio interno. Otro “desacople” mas.

La política económica del gobierno anterior tenía bien marcada la idea de que no era un sector al cual querían favorecer. Pretendían que los productores siembren igual, aunque sus insumos y costos de producción hayan aumentado sensiblemente. Simplificaban la ecuación, considerando a la actividad agropecuaria, como una simple recolección de los frutos de la naturaleza.

Ya en el gobierno de Macri, la eliminación del cepo cambiario y el inicio de la convergencia, se produjo rápidamente, a pesar de que existía la idea de que era imposible. Esto necesitó de un auxilio de un adelanto de alrededor de 2.000 millones de dólares por parte de los exportadores de granos y subproductos.

De inmediato, el anuncio de la eliminación de las retenciones al campo, sentó las bases para una nueva etapa en la economía del país. En el 2016 se produjo un incremento del 20% el área sembrada de trigo y un 25% la de maíz. En ambos casos, se volvió a usar más tecnología, basados en un incremento en las expectativas de los productores. Se incrementó mucho más la fertilización en el trigo y prácticamente “desaparecieron” los híbridos de maíz de mayor potencial de rendimiento. La consecuencia positiva fue alcanzar un récord de superficie cultivada y de producción de 18 millones de toneladas en trigo (50% más que el año anterior). Y encima,  con mucha mejor calidad por mayor aplicación de nitrógeno, lo que tranquiliza al principal cliente, los molinos brasileños.

NOS ACOMPAÑAN